4 Estrategias de Marketing Digital

Estrategias de Marketing Digital.

¿Necesitas encontrar más clientes para rentabilizar tu negocio?

¿Te está resultando imposible atraer nuevos clientes hacia tu empresa? pero un momento ¿y tus clientes actuales? ¿estás haciendo todo lo posible para que regresen? ¿o simplemente los descartas una vez finalizada la transación?

Si es así, no te pierdas este post porque vamos a desvelar porque te sale mucho más a cuenta hacer todo lo posible por mantener felices a tus clientes actuales que buscar clientes nuevos, y te contaremos además cómo hacerlo.

¿Conoces el principio de Pareto?

Sabrás pues que el principio de pareto nos dice que el 80% de las consecuencias proviene del 20% de las causas que traducido al mundo de los negocios quiere decir que 80% de las ventas de una empresa proviene del 20% sus clientes. Entonces podríamos deducir que ese 20% que te aporta la mayoría de tus ingresos es el que te interesa mantener a toda costa ¿no crees?

De hecho, te interesa y mucho porque te va a resultar 30 veces más difícil encontrar un cliente nuevo que conseguir una nueva compra de un cliente que ya tienes en cartera. ¿Qué debes hacer para mimar a tu cliente actual y no perder a ese gran embajador de tu marca? Bien, te lo contamos a continuación.

Primer consejo. Causarle una muy buena impresión.

Considera la primera compra de tu cliente como una primera cita con alguien que te fascina. ¿Verdad que no estarías mirando al móvil constantemente? ¿Verdad que intentarías hacer todo lo posible por causar un impacto positivo en la otra persona? Pues te recomiendo que hagas exactamente lo mismo cuando atiendas a tu cliente por primera vez.

  • Intenta asegurarte que el proceso de compra o contratación sea claro, sencillo, muy intuitivo y si puede ser, muy personalizado.
  • Atiéndele con respeto y con interés.
  • Cumple lo que prometes y si entregas tu producto o servicio antes de lo prometido, aún mejor.

Pero cuidado, que aquí no queda la cosa. Ese nivel atención lo vas a tener que repetir la segunda vez que pasa por tu tienda y la tercera y cada vez que lo tengas añadiendo productos a su carro de la compra. No lo olvides, como toda relación hay que mantener encendida la chispa que surgió en la primera cita ¡En todo momento!

Segundo consejo. Convierte a tu cliente en protagonista.

¿Sabías que nueve de cada diez personas leen opiniones de otros consumidores en internet? Tal vez seas una de ellas. Como muchos consumidores seguro que incluso confías igual en la evaluación de un desconocido que en una recomendación personal ¿Cierto?

El informe anual de consumidores locales de BrightLocal nos aseguraba que el 88 por ciento de los usuarios de internet lee los comentarios para establecer la calidad de una empresa local y que el 85 por ciento incluso leen hasta diez opiniones así que asegúrate que tu cliente siempre es el protagonista de la historia que cuentas. A tu cliente existente le va a encantar. Podrías por ejemplo crear una sección mensual en tu blog dedicada a un cliente leal donde contases quién es, a qué se dedica y cómo le ha beneficiado tu producto o servicio. Recuerda, los humanos nos dejamos influenciar fácilmente por los comentarios de los que están en nuestro círculo y hoy gracias a la tecnología nuestro círculo es muy extenso.

Tercer consejo. Interactúa cara a cara en la medida que sea posible.

Sí, te recomiendo que hagas un esfuerzo e interactúes físicamente siempre que puedas. ¿Es necesario? Te estarás preguntando. ¿Pero si vivimos en la era de la tecnología? Pues sí. Nada supera el poder de la interacción personal y de la comunicación cara a cara.

Así que siempre que tengas la oportunidad intenta organizar o bien encuentros virtuales en directo, que pueden ser desde una simple llamada por Skype hasta un webinario personalizado para tus clientes, o bien eventos físicos como una reunión de networking o un desayuno para clientes leales y aquellos conocidos suyos a quienes les pueda interesar tu oferta. Este tipo de interacción crea una experiencia mucho más humana para tu cliente. Al fin y al cabo no debemos olvidar nunca que somos humanos trabajando con humanos.

Cuarto consejo. Siempre mantente fresco en su mente.

Afortunadamente, hoy en día dispones de una serie de herramientas económicas y de fácil uso que te permitirán mantener la chispa inicial que sintió el cliente en su mente. Utiliza las redes sociales y el email para comunicarte con él o ella siempre que te sea posible, ya sea a través de un boletín, una invitación a un evento y ofreciéndole descuentos y cupones premiándole por su lealtad.

Recuérdale qué os hizo conectar y por qué tú deberías seguir siendo su opción preferida. No dejes que se olvide de la experiencia superior que le ofreciste en su momento. La competencia es tan feroz hoy en día que la menor distracción puede hacerte perder ese cliente tan valioso. Resumiendo. No olvides que tal y como dice Don Draper, el protagonista de la ovacionada serie norteamericana Mad Men, “El día que consigues un cliente, empiezas a perderlo.” Para evitar que así sea, pon en práctica estos cuatro consejos y conseguirás clientes felices que regresarán a ti una y otra vez.

Deja un Comentario